Consejos para ahorrar en tu compra del supermercado

Hacer la compra es una necesidad para todos las personas y familias pero, ¿cuántas veces nos ha pasado que vamos a comprar un par de cosas y terminamos saliendo con un carro entero de compras que no necesitamos y que nos han costado una fortuna? Desde aquí queremos darte unos consejos para facilitar y mejorar tu compra semanal, intentando que compres lo necesario de la forma más económica, evitando esas compras de más que terminan en alimentos caducados que debemos tirar a la basura.

 ¿Cómo hacer tu compra?

  1. Para administrar correctamente tu presupuesto familiar te recomendamos que hagas una lista de la compra antes de dirigirte al supermercado. Si vives en pareja, hablad sobre las comidas que queréis preparar esa semana y, en función de ellas, elaborad una lista. De este modo el que vaya al supermercado comprará lo justo y necesario que se va a necesitar para los menús de los próximos días.
  2. También es interesante fijarse en las ofertas del supermercado de los productos no perecederos que sepas que vas a usar. Por ejemplo, si el papel higiénico o el detergente están en oferta, quizás te convenga comprarlos ahora más baratos, porque de bien seguro que los vas usar.
  3. Una exhaustiva revisión de los cupones que los supermercados te ofrecen puede ser muy útil para ahorrarte unos dineritos de más. Los supermercados tienen muchos descuentos y ofertas a través de sus tarjetas cliente y vale la pena estar atento a las promociones.
  4. Las marcas blancas de los supermercados pueden ser una buena idea a veces. Pero no descartes las promociones de los centros en primeras marcas ya que en muchas ocasiones pueden resultar mejores.
  5. Comprar precocinados es bastante caro y suelen ser productos de baja calidad, con muchos aditivos y conservantes. Aunque tengas poco tiempo, intenta invertirlo en cocinar algo o comer algo rápido pero más sano. Notarás la diferencia en tu salud y también en tu bolsillo, ya que suelen ser productos bastante más caros.
  6. Otro truco infalible para no comprar de más es ir al supermercado sin hambre. Si el estómago te indica que está hambriento es muy probable que acabes comprando muchas más cosas de las que necesitas, porque todo te parecerá apetecible. En cambio, si vas ya comido/a, nada te va a apetecer tanto, con lo cual será mucho más fácil comprar solo lo necesario.
  7. Si tienes hijos, déjalos en casa. Los niños ven muchas cosas que quieren y piden. Si ellos se quedan en casa evitarás comprar más cosas y harás la compra mucho más rápido. Si es posible, se recomienda que un miembro de la pareja se quede cuidándolos y el otro realice la compra para toda la familia.

Esperemos que siguiendo estos consejos consigas realizar una compra mucho más efectiva, económica y rápida. Recuerda siempre llevar tus bolsas reutilizables al supermercado y tu tarjeta de cliente para conseguir puntos. ¡Buena compra!

Compartir:
Escrito por: FIATC Seguros
En FIATC trabajamos desde 1930 con una misión: diseñar y ofrecer servicios de previsión que permitan mejorar la calidad de vida de las personas. Y lo hacemos a través de nuestras actividades principales: los seguros, la salud y el servicio a las personas mayores.