cuando y como cambiar la bateria del coche

Mantener nuestro coche y todos sus componentes en buen estado es un principio de seguridad básico. Para ello es importante estar atento a las señales que el vehículo nos envía, al mismo tiempo que hacemos caso de las recomendaciones de los expertos. Entre los elementos más delicados está la batería del coche.

Para que no sufras un disgusto en tu próximo viaje por carretera, en el siguiente artículo explicaremos cuándo es necesario y cómo hay que cambiar la batería de tu vehículo. Una guía sencilla para evitar errores que dañen el buen funcionamiento del coche ¡Arrancamos

¿Cuánto dura la batería de un coche?

Existe un cierto consenso sobre que una batería debe funcionar perfectamente, al menos, durante sus primeros tres años de vida. A partir de entonces acostumbran a aparecer los primeros achaques. De hecho los expertos sitúan en los cuatro años la vida media de este tipo de equipos y recomiendan substituirla a partir de esta fecha.

Ten en cuenta además que la mayoría de baterías cuentan con una garantía de uso de hasta de dos años (en ocasiones hasta de tres). Por tanto, si se estropea antes de tiempo simplemente acude al concesionario o la tienda donde la adquiriste y reclama una nueva.

Señales de que la batería del coche falla

La funciona principal de una batería es proporcionar energía eléctrica tanto al motor de arranque del vehículo como a varios de sus equipos eléctricos (la radio, el cierre centralizado, etc.). Por tanto una batería en mal estado o estropeada puede suponer un problema grave, dificultando el arranque del coche y en ciertos casos directamente impidiéndolo.

Otro factor a considerar es que estos equipos son especialmente sensibles a temperaturas extremas. Por tanto, si nuestra batería ya es muy vieja o sufre algún tipo de avería es muy probable que manifieste estos síntomas si la sometemos al calor hirviente del verano o a una ola de frío invernal.

¿Tienes la batería del coche descargada?

Si nuestro coche no arranca, antes de precipitarse a cambiar la batería de buenas a primeras, es fundamental confirmar que efectivamente este es el origen del problema. Para ello es conveniente revistar las siguientes cuestiones:

  • Que los elementos metálicos que realizan la conexión con el circuito eléctrico exterior (también conocidos como bornes) no estén oxidados.
  • Asegurarse de no haber dejado los faros o las luces del vehículo encendidas durante la noche con el vehículo apagado. Un descuido que suele provocar problemas en el arranque del coche.
  • Y que el alternador del coche no sufra una avería grave.

Más allá de estas consideraciones, algunas baterías en la actualidad ya cuentan con un indicador de estado. Un chivato que nos permite saber si la vida útil del equipo ya se está acabando.

Otro factor a tener en cuenta es que algunos tipos de baterías, generalmente las más antiguas, han de ser rellenadas con agua destilada cada cierto tiempo. En estos casos se recomienda revisar esporádicamente qué nivel de agua para evitar llevarnos un susto en medio de la carretera.

Cómo cambiar la batería del coche sin perder memoria

Para empezar es importante asegurarse que la batería que vayamos a adquirir tiene las mismas características que la antigua y que, por tanto, es compatible con nuestro vehículo.

Una vez comprada y antes de proceder a su instalación es fundamental seguir varias medidas de seguridad. Para empezar es necesario el uso de guantes y gafas protectoras, ya que el contenido de las baterías es corrosivo y pueden además emitir vapores dañinos para la salud.

Otra precaución fundamental es cerciorarse de que el contacto eléctrico no esté enchufado cuando la manipulemos. De hecho, una vez quitada la llave de contacto, se recomienda esperar unos minutos antes de desconectar la batería.

Las baterías se sitúan siempre en el capó del coche y son fácilmente identificables por su forma rectangular y porque suelen contar con dos cables conectados al equipo. El procedimiento de desmontaje sigue además un orden determinado, como veremos a continuación.

cambiar batería del coche
Proceso de desmontaje y montaje de la batería

Para empezar habrá que desanclar los terminales con el borne negativo (-) y continuar, en este orden, con el borne positivo (+). Hacerlo en el sentido inverso podría provocar un cortocircuito en el equipo.

A continuación desancla también los tornillos y sujeciones que suelen tener las baterías y tira de ella. Una vez la tengas en tus manos mantenla siempre en la posición en la que la retiraste, ya que si la pones de lado o boca abajo existe el riesgo de que derrame líquidos tóxicos. Después de retirar la batería vieja es aconsejable limpiar con un producto anti-grasa la bandeja y los propios terminales de la batería nueva.

El proceso para el montaje del nuevo equipo es igual pero en el orden inverso. Primero habrá de conectarse el borne positivo (+) y luego el negativo (-). Ten en cuenta que el primero suele ser más grueso que el segundo, por lo que tendremos que atornillar más el conector negativo.

Además de las precauciones mencionadas, antes de llevar a cabo este proceso de desmontaje y montaje también es recomendable leer las indicaciones que aparecen en la propia batería y en su manual de instrucciones. Entre ellas siempre figuran:

  • No fumar durante este proceso.
  • No apoyar las herramientas sobre los bornes para evitar un circuito.
  • Respetar el orden de montaje y desmontaje indicado.

Ajustes finales

Tras cambiar la batería de un vehículo en ocasiones se producen desajustes en los equipos eléctricos a los que alimenta, como la radio o el GPS. Una opción recomendable es instalar en nuestro vehículo un preservador de memoria antes de hacer estos cambios. Si no cuentas con este preservador lo más probable es que tú mismo tengas que cambiar posteriori la configuración de los equipos.

Desde FIATC te recomendamos contar con un seguro que te acompañe en la carretera desde el km 0

¿Te ha gustado nuestro artículo?

Compartir: