Consejos embarazo para el verano y las vacaciones

¿Te puedes bañar en la playa o en la piscina durante el embarazo?, ¿puedes tomar el sol? Con el verano llega el momento de disfrutar de las ansiadas vacaciones, de relajarse y de recuperar la energía. Si estás embarazada te querrás cuidar y no correr riesgos que puedan afectarte a ti o al feto. En este post queremos darte consejos para el embarazo de forma que puedas pasarlo bien y vivir el embarazo con alegría y seguridad en verano.

Embarazo y playa: ¿Cómo disfrutar sin correr riesgos?

Puede que hayas escuchado hablar de creencias populares sobre que el mar no quiere a las embarazadas, pero la realidad es que el mar y la playa pueden ser muy saludables durante el embarazo. Solo se trata de tomar algunas precauciones y protegerte.

Lo más positivo de esta época es que parece que todo se ralentiza y ya no tenemos ese ritmo tan acelerado que existe durante el resto del año. Por lo que el verano es una época para descansar. Sin embargo, te pueden afectar factores como el calor, que puede producir una mayor incomodidad.

embarazo y playa

Algunos de los consejos para el embarazo que puedes seguir, son los siguientes:

  • Evita las bajadas de tensión. Las bajadas de tensión pueden producir mareos o, incluso, desmayos. Sobre todo en los primeros meses de embarazo. Para evitarlas no entres en ambientes muy calurosos o cerrados o te des baños excesivamente calientes. En el caso en que notes mareos al levantarte, deja algo de comer en la mesilla para tomarlo antes de salir de la cama. Otra buena opción es beber agua y llevar un pulverizador de agua para poder utilizarlo sobre la cara y refrescarte.
  • Combate la retención de líquidos. La retención de líquidos es habitual en pies, tobillos y piernas y se puede aliviar poniendo en alto las piernas y dándote un masaje. En el caso en que tengas que pasar mucho rato sentada, evita cruzar las piernas y levántate para caminar un poco cada cierto tiempo. Para favorecer la circulación, también podrás darte duchas frías y caminar descalza por la arena de la playa, por ejemplo.
  • Controla las manchas en la piel. La estimulación de la producción de melanina junto con la exposición al sol, pueden favorecer la aparición de manchas en la piel, sobre todo en el rostro. Para evitar las manchas protégete del sol, evita la exposición al sol durante el verano, usa sombrero y utiliza cremas solares de protección alta.
  • Cuida tu descanso. Con el embarazo y el calor te puedes sentir cansada. Para evitarlo, descansa bien por las noches y échate la siesta. Procura dormir en lugares tranquilos y frescos. Además, para evitar el insomnio es importante tener una rutina de sueño adecuada: respetar los horarios, evitar cenas abundantes, hacer algo que te relaje antes de dormir, etc.
  • Luce embarazo y protege tu tripa. En la playa puedes utilizar bañador o bikini pero ten en cuenta que tendrás que proteger tu piel del sol para evitar quemaduras. No tomes el sol o salgas a la calle durante las horas centrales del día e intenta ir a la playa a primera hora de la mañana o última de la tarde.

mujer embarazada playa

  • Hidrata tu piel. El embarazo puede producir sequedad en la piel, por lo que es importante que elijas geles y desodorantes neutros y que utilices cremas hidratantes para el cuerpo.
  • Come de forma ligera 5 veces al día. Con el calor es posible que tu apetito se reduzca por lo que puedes distribuir las comidas en 5 veces al día, elegir platos ligeros como frutas y verduras frescas y de temporadas cocinadas en frío y, por supuesto, comer sano.
  • Aprende a prevenir las varices. Aunque pueden aparecer debido a un factor genético, lo cierto es que es posible prevenirlas caminando, dándote duchas frías y masajes que activen la circulación.
  • Bebe agua y otros líquidos. Es importante que evites los golpes de calor o la deshidratación. Para ello bebe al menos, 2,5 litros de agua al día y lleva una botella contigo para estar siempre hidratada. También puedes tomar zumos naturales o batidos, por ejemplo.
  • Nada en el mar. Hacer un poco de deporte en el agua te hará sentir más ligera, fresca y cómoda, pero deberás evitar el oleaje fuerte y alejarte mucho de la orilla.

Vacaciones y embarazo, más consejos a tener en cuenta

embarazo y piscina

Además de los consejos para el embarazo que hemos visto en el apartado anterior, existen otras circunstancias a tener en cuenta durante las vacaciones, como las que vamos a ver a continuación:

  • Avión y embarazo. Es posible que tengas que viajar en avión durante tus vacaciones y te preocupe saber si puedes hacerlo, si supone algún riesgo o si tienes que tomar alguna precaución. Lo más recomendable si tienes que coger un avión es que consultes tanto con tu médico como con la compañía aérea con la que vas a viajar. Por lo general, hasta la semana 32 de gestación no suele haber problemas, pero consulta antes por si te solicitan una autorización médica.
  • Embarazo y piscina. En verano es muy habitual refrescarse en piscinas y, de hecho, suelen ser un buen lugar para que las embarazadas hagan ejercicio y logren:
    • Mejorar su tono muscular.
    • Favorecer la circulación.
    • Aumentar la resistencia.Para poder hacer ejercicios de forma correcta consulta con un especialista, evita el sobreesfuerzo y sigue algunos consejos básicos:
    • Dúchate antes de bañarte en la piscina para evitar un cambio brusco en la temperatura.
    • No te tires de golpe al agua y entra despacio.
    • Evita bucear durante largos periodos de tiempo.
    • Cuando salgas del agua utiliza calzado de goma para evitar resbalones y caídas.
  • Embarazadas y spa. En el caso en que quieras disfrutar de un spa durante tus vacaciones es necesario que sigas algunos consejos para el embarazo. Lo más probable es que tendrás que evitar algunos tratamientos y hacer otros, pero con precauciones. Por ejemplo, evita estar mucho tiempo bañándote en aguas muy calientes (como las aguas termales) o entrar en la sauna o baño turco. Podrían suponer una bajada de tensión.

Tal y como has visto, si sigues estos consejos para el embarazo, consultas con tu médico y aplicas el sentido común, podrás disfrutar plenamente del verano durante tu embarazo y relajarte esperando el parto y la llegada de tu bebé.

CONSEJOS PARA VIVIR BIEN EL EMBARAZO EN VERANO Y DISFRUTAR DE LAS VACACIONES
5 (100%) 2 votes

Compartir: