¿Qué nos aporta la vitamina D?¿dónde se encuentra

La vitamina D, también denominada calciferol, se define como un micronutriente indispensable para la salud de los seres humanos. Esto se debe, fundamentalmente, a que es parte imprescindible de infinidad de procesos vitales como, por ejemplo, la correcta absorción del calcio por parte de los huesos, el mantenimiento en valores estables de la tensión arterial o la correcta absorción de la insulina en las células.

Funciones de la vitamina D

  • Una de las principales funciones de la vitamina D es ayudar al cuerpo a regular el paso de uno de los minerales esenciales para la formación normal de los huesos, el calcio. De esta forma, participa en el desarrollo del esqueleto mediante la contribución de la formación y mineralización ósea.
  • Regula el nivel de calcio y fósforo en la sangre. Fomenta la absorción de ambos nutrientes en el intestino y la reabsorción del calcio a nivel renal.
  • Interviene en los procesos del sistema inmunológico, fortaleciendo el sistema inmune. Y favorece el incremento de la actividad antitumoral.
  • Ayuda a que las células no desarrollen intolerancia a la insulina, lo que disminuye las probabilidades de sufrir diabetes.
  • Ayuda a mantener estable la tensión arterial.

¿Cuánta vitamina D necesita una persona cada día?

Esta es una cuestión bastante compleja que depende de infinidad de factores. El primero de ellos es la edad, pero hay otros igualmente importantes. Por ejemplo, las embarazadas, las personas con osteoporosis o los adolescentes necesitan cantidades mucho mayores que el resto debido a las necesidades específicas de su organismo.

De este modo, se estima que los bebés con menos de un año pueden necesitar 600 UI (Unidades Internacionales) de vitamina D al día, mientras que, a partir de esa edad y hasta que entran en la pubertad, sus requerimientos ascienden a las 1000 UI diarias. En la pubertad las necesidades aumentan de forma ostensible por un crecimiento oseo mayor.

En adultos las necesidades de vitamina D se estabilizan en 5000 UI al día. En el caso de las embarazadas, debido a que tienen que dar soporte de este micronutriente al feto, ascienden a 6000 UI. Sucede lo mismo con las personas de más de 70 años o que presenten problemas óseos como, por ejemplo, osteoporosis.

¿Cómo conseguir un aporte adecuado de vitamina D?

El organismo produce vitamina D con la exposición directa al sol (no se obtiene en espacios cerrados a través de las ventanas). Con la exposición durante 10 o 15 minutos tres veces a la semana se suelen cubrir las necesidades del cuerpo de esta vitamina. Sin embargo, si las personas no viven en lugares muy soleados tendrán que recurrir a la dieta y los suplementos.

Las fuentes alimenticias principales donde se puede encontrar son:

  • Pescados grasos: son la mejor opción. El atún, la caballa y el salmón contienen grandes cantidades de vitamina D.
  • Aceites de hígado de pescado, leche, huevos y mantequilla.
  • Carnes.
  • Champiñones.

Muchos alimentos se refuerzan con vitaminas, como por ejemplo los cereales que suelen consumirse en el desayuno, el zumo de naranja o el yogur.

Por su parte, tomar suplementos no quiere decir en ningún caso que se deba descuidar el período de exposición al sol ni la dieta.

¿Es posible tener exceso de vitamina D?

El exceso de vitamina D en el organismo también puede tener consecuencias negativas para la salud. Demasiada puede hacer que el intestino absorba calcio que no es necesario, lo cual puede provocar niveles altos de este mineral en la sangre y favorecer las siguientes situaciones:

  • Depósitos de este mineral en los tejidos blandos como los tendones, el corazón y los pulmones.
  • Aumento de la probabilidad de que la persona sufra episodios de confusión y desorientación.
  • Posibilidad de que se desarrolle daño en los riñones.

Dr. Juan Ramón González Fernández, director médico FIATC Seguros

Si tienes cualquier duda sobre la vitamina D, ponte en contacto con un especialista. En Medifiatc ponemos a tu disposición más de 15.000 profesionales de la salud

Compartir:
Escrito por: FIATC Seguros
En FIATC trabajamos desde 1930 con una misión: diseñar y ofrecer servicios de previsión que permitan mejorar la calidad de vida de las personas. Y lo hacemos a través de nuestras actividades principales: los seguros, la salud y el servicio a las personas mayores.