Viaje largo en avion

Si quieres conocer destinos que están un poco alejados de donde vives, la solución más efectiva es tomar un avión, ya que los barcos y los coches o autobuses son mucho más lentos y difícilmente te alcanzaría para todas tus vacaciones. La ventaja de los vuelos largos es la rapidez, la desventaja que deberás pasar unas cuantas horas en un cubículo estrecho con poca movilidad.

Te damos algunos consejos para pasar este periplo de la mejor manera posible.

  1. Lleva ropa cómoda. Puesto que vas a estar muchas horas sentado y probablemente vas a querer dormir, lo mejor es ir con chándal o ropa holgada. Llevar tejanos, ropa muy estrecha y poco flexible seguro que va a resultarte incómodo. Si no quieres ir vestido/a así, puedes llevarla en tu equipaje de mano y cambiarte en el lavabo del avión. También recuerda llevar algo de abrigo porque en los aviones siempre hace frío.
  2. Tráete una muda en tu equipaje de mano. Lleva lo necesario para el viaje y una muda de más. Es una medida de prevención en caso de extravío de equipaje, así si llega a pasar, al menos tendrás que ponerte por un día más.
  3. Lleva tus artículos de aseo. Después de pasar tantas horas en el avión no hay nada que siente mejor que poder lavarse los dientes y sanearse un poco. Aunque los productos que pueden subirse no deben pasar los 100 ml., existen muchas tiendas que venden estos formatos, en el aeropuerto mismo.
  4. Carga con todo lo que necesites para hacer tu vuelo más cómodo, desde tu almohada para el cuello, tapones para que no te molesten los ruidos, antifaz para poder dormir aunque haya luz y hasta tu propia manta si lo prefieres.
  5. Compra comida por si no te gusta la del avión. En la mayoría de vuelos comerciales te ofrecen dos opciones si viajas en clase turista. Aunque la comida que te dan debería ser suficiente, es recomendable que te lleves algo de más por si acaso.
  6. Mantente hidratado. El aire en los vuelos largos es muy seco, por eso conviene mantenerse hidratado. En el avión te dan agua si la pides pero es mejor si te llevas tu botellita, para tenerla siempre a mano y no tener que levantarte o esperar a pedir.
  7. Camina un poco. Cuando tengas que ir al baño, aprovecha para caminar y ejercitarte un poco. Estar muchas horas sentado dificulta la circulación y agarrota las piernas.
  8. Reserva un buen asiento. Es importante reservar con tiempo para poder escoger un lugar en el que te sientas cómodo, especialmente si eres grande o tienes las piernas muy largas.
  9. Lleva un libro. Hay muchos canales de entretenimiento en el avión pero por si ninguno te llama la atención, siempre es una buena idea que lleves un libro para entretenerte.
  10. Conoce gente. A veces los aviones son un buen lugar para conocer gente con historias interesantes, y puesto que tienes muchas horas por delante, quizás  puedes descubrirlas.
  11. Contrata un seguro de viaje. Si tu viaje, además de ser largo, luego acaba con una pérdida o retraso en la entrega de tu equipaje, un seguro te ayudará a sobrellevarlo.

¡Qué tengas un buen viaje!

Compartir:
Escrito por: FIATC Seguros
En FIATC trabajamos desde 1930 con una misión: diseñar y ofrecer servicios de previsión que permitan mejorar la calidad de vida de las personas. Y lo hacemos a través de nuestras actividades principales: los seguros, la salud y el servicio a las personas mayores.