contaminación ambiental

Cuidar el medio ambiente y hacer ejercicio son dos prácticas que pueden ir de la mano para frenar la contaminación ambiental. Para que te hagas una idea de la magnitud del problema te damos algunos datos que aporta Greenpeace:

  • Cada año llega a mares y océanos el equivalente en basura a hasta 1.2000 veces el peso de la Torre Eiffel.
  • Solo el 30% de los plásticos se reciclan en España.
  • Una botella de plástico tarda unos 500 años en descomponerse.

El plástico perjudica gravemente los ecosistemas y los animales que viven en ellos. El problema adicional es que la producción de plásticos aumenta cada año y la mayoría de las veces son de un solo uso. ¿Qué te parecería hacer deporte y empezar a ponerte en acción para evitar que los plásticos lleguen al entorno natural?

Buenas prácticas para reducir el impacto ambiental del deporte

Los suecos han tenido una idea que se está extendiendo por todo el mundo y se denomina plogging. Se trata de una palabra que une dos conceptos, el de hacer running y el de recoger basura (plocka upp). Es decir, se trata de un movimiento que apuesta por la protección de la naturaleza.

Aunque el concepto y la actividad nacieron en Estocolmo, se extendieron rápidamente a otros países europeos y a Estados Unidos. Este nuevo deporte no solo ejercita las piernas y el corazón sino que también favorece la cantidad de calorías que se queman. Pues al recoger la basura del suelo se hacen sentadillas y al llevar el peso se fortalecen los brazos. La práctica de recoger basura se ha extendido también a quienes practican la bicicleta o hacen deportes en medios acuáticos como la vela o el kayak.

La realización de una actividad deportiva suele tener un impacto en el medioambiente sobre todo en el caso de eventos deportivos. Los efectos en el medio natural pueden ser los siguientes:

  • Consumo de recursos hídricos.
  • Producción de ruidos.
  • Alteración de los cauces de los ríos.
  • Vertidos incontrolados de aguas residuales.
  • Vertido de residuos de plástico.

contaminación ambiental

Para evitar estos efectos y otros es importante aplicar una serie de buenas prácticas cada vez que realicemos un deporte al aire libre:

  • No utilizar vehículos a motor contaminantes o que produzcan ruido.
  • Evitar deportes que afecten a los ríos o a los recursos de agua.
  • Evitar vertidos y residuos, llevando una bolsa de basura para tirar cada residuo en el contenedor adecuado.
  • Evitar ruidos innecesarios que puedan alterar a la fauna.

Siguiendo todas estas buenas prácticas se puede disfrutar de todos los beneficios que tiene una actividad al aire libre, como los siguientes:

  • Es barato. En general, no es necesario realizar grandes inversiones para un deporte como el running. En el caso del ciclismo sí hay que invertir en una bicicleta pero no es un gasto excesivo.
  • Ayuda a controlar el peso. Un simple paseo o deportes como el senderismo nos ayudarán a quemar calorías y a controlar nuestro peso para prevenir la obesidad.
  • Permite disfrutar de la naturaleza. El aire puro y la interacción con la naturaleza nos aportan la posibilidad de salir de nuestra rutina diaria y disfrutar solos o en compañía de otras personas.
  • Aumenta la autoestima. Hacer ejercicio físico al aire libre aumenta nuestra producción de endorfinas. Disminuye el estrés a la vez que se incrementa la autoestima.
  • Ayuda a la producción de la vitamina D. La vitamina D es fundamental para la formación de calcio en nuestros huesos y el sol ayuda a fijar el calcio y el fósforo en los huesos.
  • Incrementa el número de calorías quemadas. Por ejemplo, cuando hacemos running al aire libre debemos vencer la fuerza del viento y salvar los obstáculos del terreno. Lo que nos permite quemar más calorías.

contaminación ambiental deporte al aire libre

Contaminación ambiental y los efectos sobre la salud

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la contaminación ambiental del aire, tanto en las ciudades como en zonas rurales, fue causa de 4,2 millones de muertes prematuras en el mundo por año. En 2016 el 91% de la población vivía en lugares donde no se respetaban las Directrices de la OMS sobre calidad del aire.

Además de lo anterior, los habitantes de ciudades donde hay niveles elevados de contaminación atmosférica, padecen más enfermedades del corazón, problemas respiratorios y cáncer de pulmón.

contaminación ambiental running por la ciudad

La práctica de ejercicio al aire libre en lugares donde hay contaminación del aire puede ser un riesgo para la salud. Porque que se inhala más aire y la respiración es más profunda. Los riesgos de practicar deporte en lugares donde hay contaminación atmosférica son los siguientes:

  • Aumenta el riesgo de padecer asma.
  • Mayores posibilidades de tener un ictus o un infarto.
  • Riesgo de padecer cáncer de pulmón.
  • Efectos negativos en las vías respiratorias.

Para evitar los efectos negativos de la contaminación en los deportistas la Sociedad Española de Medicina del Deporte publicó una serie de recomendaciones. Recordamos los puntos más importantes:

  • Informarse sobre los niveles de contaminación antes de salir a practicar deporte.
  • En el caso de que la contaminación atmosférica sea elevada lo recomendable es no salir a hacer deporte.
  • En el caso en que la contaminación no sea excesiva se recomienda:
      • Elegir las horas del día en las que la contaminación es más baja.
      • Hacer deporte en lugares donde la contaminación es más baja (zonas verdes, parques).
      • Evitar lugares cercanos a carreteras.
      • No hacer ejercicio físico en caso de enfermedad.
      • Cuando la contaminación aumente, es recomendable reducir la intensidad y duración del ejercicio.
      • Utilizar un elemento protector de vías respiratorias.
      • Extremar las precauciones en caso de padecer enfermedades respiratorias crónicas o cardiocirculatorias.

En el caso del agua contaminada, también se producen riesgos para la salud a la hora de practicar deporte. El agua contaminada puede producir dolores de oído, diarreas o problemas de estómago, entre otras molestias.

Está en nuestra mano evitar todos estos riesgos. Practicar el plogging y actuar para reducir la contaminación es el primer paso para realizar deporte en lugares sin contaminación ambiental. No solo beneficiará a tu salud, sino que protegerá a la naturaleza.

PLOGGING Y OTRAS BUENAS PRÁCTICAS CONTRA LA CONTAMINACIÓN AMBIENTAL
5 (100%) 1 vote

Compartir: