¿Te gusta madrugar? Probablemente tu respuesta sea no, y seguramente no eres el único o única. El post de hoy hará que cambies de opinión. Aunque no muchas personas son conscientes de esto, madrugar supone muchísimas ventajas, de las cuales te hablaremos a continuación.

Es la mejor manera de empezar el día

Madrugar es la mejor manera de empezar el día. La mayoría de personas consideran que madrugar te hace estar más cansado a lo largo de todo el día, pero esto no es cierto. Los motivos que nos llevan a estar cansados a lo largo del día son que, a veces, madrugamos y tomamos mucho café, o no desayunamos como es debido ni consumimos las proteínas y vitaminas necesarias.

Al madrugar, tendrás tiempo de desayunar con calma y prepararte tranquilamente. También podrás preparar las cosas para el trabajo, o las mochilas de los niños, si es necesario. ¡Nunca sentirás la necesidad de estresarte por tener que acabar las cosas a último momento!

Tendrás mucho más tiempo

Por otro lado, madrugar te permitirá tener mucho más tiempo para ti por la mañana. Esto significa que, si te gusta el deporte, podrás aprovechar las primeras horas de la mañana para ir a hacer footing o salir en bicicleta, por ejemplo. Esto te ayudará a empezar el día con energía y estar mucho más activo.

Te sentirás más productivo y menos cansado

Otra de las ventajas de madrugar es que te ayudará a sentirte mucho más productivo. Como te habrás levantado más temprano, aprovecharás mucho más la mañana y el día. Además, estas son las horas en las que nos sentimos con más energía, así que te será mucho más fácil y rápido realizar según qué tareas.

Ayudará a que duermas mucho mejor

Por otro lado, si te acostumbras a madrugar, tu cuerpo también se acostumbrará a la nueva rutina. Esto significa que, poco a poco, cogerás el hábito de levantarte pronto sin necesidad del despertador. A medida que tu cuerpo se acostumbre a la nueva rutina, te será mucho más fácil dormir bien y descansar por la noche y, por lo tanto, te sentirás con mucha más energía durante el día.

Tu salud también saldrá beneficiada

Todas las ventajas de madrugar de las que hemos hablado tienen una cosa en común: harán que te encuentres mejor en cuanto a salud. Madrugar hará que disminuya tu estrés, que lleves una rutina de sueño regular, que desayunes debidamente, que hagas el ejercicio necesario… Y todas estas actividades mejorarán tu salud física, y también te ayudarán a reducir el estrés, la ansiedad y el cansancio. Por otro lado, si madrugas también te sentirás mucho más positivo y optimista, con ganas de empezar cada nuevo día.

Madrugar es una fuente de ventajas: te sientes mejor contigo mismo, tu salud mejora, tienes más tiempo para ti… Además, al aprovechar la mañana, y el día en general, tendrás más tiempo para estar con la familia o los amigos.

No te olvides: si madrugas y llevas una rutina de sueño constante, ¡no estarás tan cansado!

Compartir:
Escrito por: FIATC Seguros
En FIATC trabajamos desde 1930 con una misión: diseñar y ofrecer servicios de previsión que permitan mejorar la calidad de vida de las personas. Y lo hacemos a través de nuestras actividades principales: los seguros, la salud y el servicio a las personas mayores.